Los putazos de las putizas

Netza: ¿Y me amarrarías con cables y me golpearías y luego con vendas y me cortarías para mancharlas de sangre y luego me tomarías fotos?
Memo: ¡Ssssnoo….

* * *

Yo estaba convaleciente todavía de la peda salvaje del miércoles cuando acabamos viendo porno buga en mi compu y ya estaba cansado porque llevaba chanclas y me quería sentar, Lluvia ya se estaba madreando con la chava a la que Alma le estaba agarrando las chichis porque según le robamos un jugo y el Gino ya estaba armando bronca como era su costumbre porque no había aprendido de la vez que nos encañonaron por mi casa porque Lluvia estaba miando una cisterna porque no podía ir al baño porque el Gino vomitó los tuinkis de fresa y quedó el azulejo todo cubierto como con tirol, y yo le dije que la masculinidad no implicaba necesariamente ser agresivo, y él me dijo que por qué decía eso si sabía que a mi me gustaba que me pegaran y yo ya le había pedido un día que me miara porque eso era lo más que podía a aspirar con él, y le dije que era diferente porque el dolor era quizá el sentimiento más fuerte que conocía y a veces se me confundía con el amor, sobre todo cuando estaba todo pedo y extrañaba al novio.

pt2

2 comentarios sobre “Los putazos de las putizas”

  1. Jajajajaja
     
    Que perverso… luego por que a unos se les pasa la mano y los encuentran atados en la cama de un hotel de paso en La Condesa… jajajaja
     
    Saludos!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *